Mariano Rajoy es aclamado en Benavente por cientos de personas al grito de “presidente, presidente”

El presidente del Gobierno y candidato a la reelección con el Partido Popular, Mariano Rajoy, desafió ayer al frío y la niebla con su visita a Benavente.

Mariano Rajoy en su visita a Benavente 2015Mariano Rajoy apuesta por estar cerca del medio rural y de sus gentes

Le fue difícil caminar por las calles del centro de la ciudad por la gran multitud de gente que se acercó hasta el lugar para saludarle, aplaudirle o hacerse una foto de recuerdo con él. El tramo fue más corto de lo previsto, debido a la gran afluencia de gente, saliendo de los paseos de La Mota pasando por la plaza Juan Carlos I y la calle Doctor García Muñoz y acabando en la plaza de Santa María.

Fueron muchos los rumores de los establecimientos donde el presidente del Gobierno haría una parada. Una cafetería donde tomar un café, una floristería donde recibir una flor de Pascua… finalmente, debido a la gran multitud de gente que reclamó la atención del presidente, fue una juguetería de la calle Doctor García Muñoz la escogida para hacer una parada La dueña enseñó allí una fotografía de la última visita de Rajoy a Benavente, cuando sus hijos apenas superaban los cinco años.

Los menores, con traje y corbata, se presentaron educadamente y respondieron a todas las preguntas del presidente. El emotivo reencuentro se convirtió después en anécdota cuando, después de salir de la tienda y ya en la plaza de Santa María, los dos niños volvieron a acercarse al presidente para pedirle una fotografía juntos, petición que con los nervios olvidaron hacer momentos antes y que Juan Dúo materializó avisando al presidente.

Entre los vítores y aplausos se escuchó en numerosas ocasiones las voces de “¡presidente, presidente!”, las felicitaciones por la gestión realizada y los agradecimientos por la visita. Las peticiones de firma de autógrafos y realización de fotografías (también “selfies”) flanquearon el paseo de Mariano Rajoy en Benavente con tanto ahínco como las fuerzas de seguridad que le protegieron durante todo el recorrido, en el que sólo hubo dos paradas más, de carácter muy breve: una frente a la sede del Partido Popular en Benavente para mostrarle la ubicación y otra con la iglesia de Santa María de fondo para fotografiarse junto a sus compañeros de partido zamoranos. En Twitter, el presidente escribió: “Me llevo un grato recuerdo de #Benavente. Gracias a todos los vecinos por su calor y cariño en un día tan frío”.

Rajoy hace del mundo rural, la ganadería y la agricultura su “primer objetivo”

1448994407134

Promete su apoyo “a los pueblos pequeños” y defiende el papel de las diputaciones “por imprescindibles y necesarias” para los vecinos

El candidato del Partido Popular a las elecciones generales del 20D, Mariano Rajoy, regresó ayer a Benavente nueve años después de su primera visita bajo una fría niebla y fue recibido por centenares de militantes a los que agradeció un “calor que hace superar todas las temperaturas” y a los que prometió, como “primer objetivo” si revalida en las urnas la Presidencia del Gobierno, “apoyar al mundo rural, a los pueblos pequeños y a las personas que viven” en ellos.

Rajoy aseguró que el mundo rural será la primera de las cuatro prioridades el PP si gobierna después del 20 de diciembre. “Tenemos algunos objetivos para los próximos años”, anunció metido en harina. “El primero es que vamos a apoyar al mundo rural y a los pueblos pequeños” porque “las personas que viven en los pueblos pequeños tienen los mismos derechos y también los mismos deberes y obligaciones que los demás”.

El candidato defendió que las diputaciones “han sido imprescindibles y necesarias para atender a los pequeños municipios de nuestro país”, reafirmó su apoyo a la agricultura y ensalzó el valor del sector agroalimentario, “el segundo sector exportador de nuestro país” y cuya incidencia esta repercutiendo “en la recuperación económica” y en la “creación de empleo“.

Tras asegurar que el Gobierno que preside ha dado “la batalla por la PAC” consiguiendo “resultados muy importantes para Castilla y León y para el resto de España y por tanto para muchos pequeños municipios”, afirmó que “agricultores y ganaderos van a contar como siempre con el respaldo y el apoyo del Partido Popular porque los necesitamos para hacer más grandes a nuestro país.”

Mariano Rajoy anunció este compromiso tras realizar un guiño al pasado y al PP benaventano para remarcar una de los proyectos de los populares a nivel municipal que no ha sacado adelante esta legislatura: que la lista más votada sea la que gobierne en cada municipio en caso que no exista mayoría absoluta.

Mariano Rajoy con los candiatos del PP de Zamora 2015

Hace nueve años, rememoró, “estuvimos aquí en otras circunstancias, con otra historia, y con otros problemas”. Fue su manera de introducir que en unas semanas habrá elecciones y de reiterar la posición del Partido Popular en este asunto. También “hubo elecciones en Benavente no hace muchas fechas, elecciones que las ganó una persona que está aquí a nuestro lado, que se llama Juan, y que tuvo el apoyo de la mayoría de los vecinos de Benavente” dijo y añadió: ” uno de los puntos de nuestro programa electoral paras las elecciones generales del próximo 20 de diciembre, y así figura, que es que el gane las elecciones municipales es el alcalde y que la Alcaldía no es el producto de compadreos, de pactos ni de acuerdos ni de historias entre fuerzas políticas diferentes”. Rajoy arrancó la primera salva de aplausos y estrechó la mano a Dúo.

Los gobiernos de las listas más votadas llevaron a Rajoy a realizar un recordatorio del pasado y a trazar un balance del presente tras cuatro años de Gobierno. Frente al rescate, la quiebra de España, las comparaciones con Grecia, la amenaza de la pérdida de soberanía económica con la que dijo haberse encontrado el 21 de diciembre en 2011, opuso la superación “de una etapa difícil y de la crisis económica más dura, de la que estamos saliendo gracias al esfuerzo y al sacrificio de la sociedad española”. Rajoy lo ilustró así: “el gran cambio que se produjo en España se demuestra simplemente con un dato. En Castilla y León, a finales del año 2011, el paro aumentaba al 7% anual. Hoy, en Castilla y León se crea empleo a un ritmo del 10% anual. Todavía queda mucho por hacer y ese es el gran reto del futuro y en el que estamos empeñados todos los españoles y sobre el cual tendremos que opinar y posicionarnos el próximo 20 de diciembre”, dijo arrancando otra salva de aplausos.

El presidente presume de la Benavente-Zamora y del AVE y promete la conexión con Galicia

Rajoy en Benavente

Las infraestructuras constituyen otra de las razones esgrimidas por Rajoy “para seguir gobernando”, según explicó a su auditorio. El presidente presumió de la autovía Benavente-Zamora, y del AVE a la capital y prometió que la conexión por alta velocidad llegará a la capital orensana.

Hemos hecho la autovía Benavente-Zamora; en muy pocas fechas el AVE hasta Zamora estará terminado; y luego nos queda Zamora-Orense” comprometió tras recordar que una vez inaugurados los tramos de Valladolid, Palencia, León, el desarrollo de esta conexión está también en los planes populares aunque no será un proyecto que se consume rápidamente. “Eso lleva más tiempo, afecta a Galicia, pero hay que intentar seguir gobernando por muchas razones, y una muy importante es porque nosotros estamos a favor de los trenes de alta velocidad, igual que estamos a favor de los pequeños municipios, igual que estamos a favor de las diputaciones, mientras otras fuerzas políticas que, hacen sus programas y los tienen en un laboratorio están en contra de la alta velocidad, quieren suprimir municipios y no están de acuerdo con el mundo rural”, proclamó en referencia a Ciudadanos.

Mariano Rajoy había reclamado con anterioridad “partidos políticos fuertes” porque “España no está para experimentos”. Arremetió así contra las nuevas formaciones políticas que según las encuestas ya han dado jaque al bipartidismo. “El Partido Popular – reivindicó en contraposición a Ciudadanos y Podemos- es un partido político fuerte que no se ha inventado en ningún plató de televisión y no es el producto de ninguna tertulia. Este es un partido que ha nacido hace cuarenta años, que ha vivido momentos malos, momentos buenos, que ha nacido desde la base. No hay ningún pueblo en la provincia de Zamora ni en toda Castilla y León donde no haya nadie dispuesto a enarbolar la bandera del Partido Popular y a decir con orgullo yo soy del Partido Popular y defiendo las ideas y los principios del Partido Popular en los momentos buenos, en los momentos malos, y en los regulares“.

Rajoy visita las calles de Benavente 2015

Al margen de los compromisos mas o menos locales que Rajoy lanzó a su auditorio, el candidato del PP subrayó los que serán sus objetivos principales: el empleo, las pensiones y las políticas sociales, la defensa de la unidad de España y de la soberanía nacional, y el cumplimiento de la ley, en referencia a la situación en Cataluña.

“En los años 2014 y 2015 se han creado un millón de puestos de trabajo en nuestro país después de siete años continuados de pérdida de puestos de trabajo. Pues bien, eso no es suficiente. Eso es claramente insuficiente. Hay todavía mucha gente que no puede trabajar y por tanto, la primera prioridad, como lo ha sido en esta legislatura, será crear empleo”, dijo.

En los momentos más difíciles de la crisis económica se perdieron 70.000 millones de euros de recaudación, “pero este partido mantuvo nuestro sistema de pensiones, no las congeló nunca, las ha asegurado y lo seguirá haciendo en el futuro de nuestro país“, aseguró en relación a su segunda prioridad general.

La defensa de la unidad de España será el tercer objetivo. “Lo que sea España lo deciden los españoles. Todos. Los de Benavente, los de Pontevedra, lo de Madrid. Todos, pero no solo una parte de los españoles” dijo arrancando nuevos aplausos. “La ley se cumple y la ley la tenemos que cumplir los que estamos aquí, los que están cerca de aquí, los que están lejos, los que gobiernan, el presidente del Gobierno y el presidente de la Generalitat”, añadió.

“Duro Mariano”, le pidió una mujer. “Duro no, hay que decir las cosas como son. Aquí hay que luchar contra el paro, continuar (contra) la recuperación económica, defender a España y luchar contra el terrorismo”, replicó.

Una multitud rodea a Rajoy en Benavente 2015

El candidato del PP reivindicó las políticas útiles en las que hay que perseverar frente “a las políticas que nos trajeron aquí” y defendió la experiencia de haber gobernado frente “a los que presumen de no haber gobernado nunca“. “Pues yo creo que cuando se gobierna hay que tomar decisiones a veces difíciles, a veces duras, hay que contar con equipos, hay que contar con gente que te ayude, con gente que te apoye y hay que tener detrás un partido como el PP“, proclamó encarrilado ya hacia la despedida en la que describió Zamora como “tierra de grandes políticos como Fernando Martínez Maíllo que lo ha demostrado y continúa haciéndolo”.

 

La única batalla perdida es la que no se da. Y a partir de ahí las batallas se ganan o no se ganan. Nosotros, con vuestra ayuda, con vuestro apoyo, con vuestro cariño, con vuestro afecto, y con vuestro calor como os decía al principio, la vamos a ganar”, proclamó antes de darse un baño de multitudes y de fotografiarse con decenas de personas.

Fuente: La Opinión de Zamora de 2 de Diciembre de 2015